El ruido en Venezuela

LA CONTAMINACIÓN SONORA EN VENEZUELA

La contaminación acústica es uno de los problemas ambientales más importantes del país, debido a que ésta se ha ido esparciendo por todo el territorio nacional gracias al aumento de la población, el cual ha generado  el incremento de las actividades humanas, que son las principales generadoras de ruido. 

Éste riesgo se presenta más que todo en zonas urbanas, ya que son las que tienen la mayor acumulación de industrias y comercios, y a su vez, el número de habitantes que viven en éstos lugares son superiores a la cantidad de personas que habitan en las regiones rurales de Venezuela, que son las que menos ruido presentan. 

La contaminación auditiva es una de las variables prioritarias que definen la calidad de vida de una ciudad, barrio o sitio en concreto, la cual ha afectado fuertemente a los venezolanos en los últimos tiempos debido a la falta de conciencia y la nula prevención que presenta la república. 




LAS LEYES Y EL CONTROL DEL RUIDO.

Es importante denunciar ante las autoridades públicas cualquier fuente injustificada de ruido, amparándose en las leyes que protegen al ciudadano. Hay que señalar la existencia de reglamentos que regulan o incluso prohíben determinados ruidos, pero no siempre son aplicados por las autoridades, a no ser que medie una denuncia de algún ciudadano. Es impredescible que ejerzamos nuestro derecho al silencio para hacer desaparecer o minimizar la contaminación acústica que sufrimos innecesariamente.

La contaminación acústica se está convirtiendo en un serio problema hoy día. El desconocimiento de las leyes y nuestros derechos, nos hace ser pasivos antes él. En pocos años se ha avanzado mucho la detección de este problema y la determinación de sus causas. La ley nos ampara y estamos en nuestro derecho de exigir un ambiente silencioso y acogedor en el que poder convivir.



4 PASOS PARA PROMOVER LA CAUSA EN NUESTRO ÁMBITO.


Es imprescindible ser consientes de que los niveles sonoros que nos rodean son los más altos de la historia de la humanidad y, por consiguiente, las enfermedades de la sociedad actual han aumentado debido al problema al cual nos estamos enfrentando. 

•  Protejamos nuestra preciada salud, que al fin y al cabo es lo único de valor que poseemos. 
• Formemos a los niños (as) para que divulguen la información a la comunidad en general partiendo desde sus hogares y advirtamos a los jóvenes y adolescentes sobre el mal uso de los aparatos electrónicos que pueden perjudicarlos más adelante.
• Informemos a las personas para que nos rodean para que así tomen las previsiones necesarias y eviten daños graves en su salud. 
• Fundemos inquietudes que favorezcan la concientización en niños y adultos.


¡AYÚDANOS CON EL COMETIDO, NO TE CUESTA NADA! 










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada